Desayuno de trabajo 30-05-2019

Desayuno 30 de mayo, 2019

Expositores: Martín Rodríguez y Mercedes Marcó del Pont.

 

“Como la sombra al cuerpo, el fenómeno de la fuga de capitales en la Argentina explica la dinámica del endeudamiento. La restricción externa sigue siendo el principal condicionante, tanto por su efecto desestabilizador de corto plazo como por el drenaje de excedente imprescindible para sostener un proceso de crecimiento de largo plazo”.

Atravesados por el año electoral, los desayunos de FIDE vienen estando dedicados al análisis conjunto de la coyuntura económica y la situación política argentina. Lanzada la fórmula opositora Fernández – Fernández, el mapa electoral va tomando forma en un entorno nacional, regional e internacional plagado de desafíos.
“La restricción externa sigue siendo el principal condicionante para el despliegue de un nuevo proceso de crecimiento y desarrollo”, dijo Mercedes Marcó del Pont, Presidenta de FIDE. “Los números del mercado cambiario de los primeros cuatro meses del año siguen indicando una situación de extrema vulnerabilidad. La fuga sigue siendo el principal factor explicativo de la demanda de dólares, en segundo lugar aparece la deuda y en tercer lugar las importaciones, reducidas como producto de la contracción en el nivel de actividad”, afirmó.
“La estabilidad cambiaria de las últimas semanas es producto de los desembolsos del FMI. Hacia adelante la pregunta es si el apoyo del FMI será suficiente para llegar hasta octubre”, explicó Marcó del Pont. “Si se acelera la dinámica de la fuga los dólares no alcanzan, ¿aparecerá otro tipo de apoyo financiero de los Estados Unidos?”, se interrogó.
“Más allá del derrotero que nos deparen los próximos meses, me gustaría llamar la atención sobre los problemas estructurales de la economía argentina”, agregó Marcó del Pont. “El próximo gobierno estará obligado a realizar una lectura correcta de las condiciones de posibilidad de un nuevo proyecto económico y social”, explicó Marcó del Pont. “El contexto internacional es adverso, la región tampoco tracciona, el contrato ciudadano solo será funcional si logramos identificar correctamente a los actores sociales y sentarlos a la mesa”, agregó Marcó del Pont. “Para tener alguna oportunidad duradera de poner la economía en pie es indispensable lograr un compromiso por el lado de la acumulación, de la inversión productiva. De lo contrario, la recuperación del consumo sin contraparte nos llevará otra vez al estrangulamiento externo”, dijo Marcó del Pont.
La combinación supone un programa de estabilización y un programa de reindustrialización. Para ello será necesario un compromiso denodado de la inversión. “El desafío sigue siendo el problema de la acumulación del excedente y la fuga; en un país que necesita desesperadamente transformar su estructura productiva para convertirse en una sociedad verdaderamente inclusiva, es una cuestión que hay que abordar”, concluyó Marcó del Pont.
 
En la segunda parte del Desayuno contamos con la presencia del periodista y escritor Martín Rodríguez. Rodríguez escribe. Lo hace de distintas formas (incluyendo la poesía) y en distintos (y muy prestigiosos) medios: Revista Anfibia, Panamá, Le Monde Diplomatique, entre otros. Lo caracteriza su visión aguda y una particular creatividad para caracterizar la realidad política argentina como si fueran fotos, postales, que todos y todas puedan entender.
“Como alguna vez escribí, el macrismo llegó al poder para devolverlo. Y esa devolución (que puede verse en forma concreta en el alivio fiscal campo, en el desguace de la ley de medios y en el resurgimiento de Comodoro Py) desestabilizó la autoridad presidencial, en un país presidencialista”, comenzó Rodríguez. “Esta maniobra vino acompañada de una cierta sociología o forma de comunicación según la cual nos gobiernan poderosos que aparecen como débiles”, aclaró.
“Una de las principales propuestas de este gobierno de poderosos débiles fue volver al mundo. Volver a ser normales, que, de acuerdo con la visión del macrismo, es volver al mundo”, agregó Rodríguez. “Justo volvieron al mundo cuando el mundo ya no estaba: el macrismo volvió a un mundo que le falló”, completó Rodríguez.
“Sin embargo, me parece interesante reflexionar sobre la idea de la normalidad, de lo normal. Me animo a decir que la normalidad en la Argentina es poder construir un país de clase media. Un país de clase media es, por definición, un país extremadamente complejo, un país donde manda el consumo y donde también se ahorra en dólares”, agregó Rodríguez.
De acuerdo con Rodríguez, el pueblo macrista nace en el 2008, en el conflicto con el campo. “Macri es hijo de la crisis del 2001 y en el 2008 a las clases medias de CABA se le suma la zona núcleo”. “Estamos en una coyuntura política que puede tener como resultado el fracaso de Macri en las elecciones. Sin embargo, eso no quiere decir que su modelo esté acabado. Un proyecto para minorías con un relato según el cual en la Argentina solo unos pocos millones trabajan y pagan (muchos) impuestos, mientras que la mayoría vive del Estado. Esta y otras simplificaciones tienen un enclave fuerte en la sociedad argentina” explicó Rodríguez.
“Hacia adelante, pensando en lo que hay que construir, mi propuesta es romper el espejo de la grieta”, dijo Rodríguez. “Tenemos que buscar nuevos acuerdos y hacer política. También tenemos que estar en condiciones de contener e incorporar fragmentos, elementos de la crítica al peronismo. Para ganar hay que volver a humanizar la política”, concluyó Martín Rodríguez.

Fide

Fundación de Investigaciones
para el Desarrollo

Seguinos en

Facebook

Domicilio

  • Reconquista 962 - 2º Piso
  • CP C1003ABT
  • Ciudad Autónoma de Buenos Aires
  • República Argentina
  • 4313 - 9494 / 4313 - 5137
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.